martes, 24 de marzo de 2015

Cómo ahorrar dinero para bloggers y amantes de las manualidades


Hola nubecitas!

Bueno, hoy os quiero hablar de algo que me da un poco de penita, pero que inevitablemente en este mundo real debemos manejar: dinero.

Poderoso caballero es don dinero, y algunos malos ratos que nos esta haciendo pasar ,nubecitas. La cosa esta (muy) mal y lo sabemos, pero yo os quiero aportar mi pequeño granito de arena. 

Cuando las cosas vienen mal lo primero de lo que prescindimos son cosas que "no dan de comer", entre ellas nuestros hobbies y pasiones. Lo que nos da la chispa a la vida precisamente. Y yo os digo (por experiencia personal) NO RENUNCIÉIS A ELLAS. Habrá que adaptarse, que cambiar, pero no dejéis lo que os hace feliz porque la búsqueda de nuestra felicidad es lo único que tenemos y que da un poco de sentido a esta vida.

Dicho esto (y después de este ataque de melodramatismo de actriz frustrada jeje) os voy a decir mis pequeños trucos de una persona amante de la creatividad con poco dinero y nada de tiempo, las nubecitas más fieles lo saben. Así que ahí van mis claves!

#1 Imaginación al poder:

Sé que en esto hay gente con más o menos habilidad innata, pero os animo a que abráis los ojos y os desprendáis del pensamiento lineal en las manualidades.

He conocido gente que compra materiales o productos para darle un uso en concreto y nada más. Hay miles de posibilidades!!! No tengáis miedo a probar!!! Por ejemplo compré esta cola para pegar papel de scrap. Es fantástica y soy superfiel. Pero resulta que su densidad permite que rebajada con agua me sirva para...decoupage! Y experimentando veo que mantiene muy bien el volumen y se vuelve transparente al secado...pues para añadir detalles brillantes! Pues tengo un producto para tres cosas diferentes.

Gente que se compra la crop-a-dile (40 €) solo para hacer un par de agujeros en sus trabajos de scrap (para eso hasta hace dos días usaba la tipica maquina de abrir agujeros para cinturón)...sabéis lo genial que quedan los ojales en la tela?! En definitiva, si vais a invertir o tenéis comprado algo no tengáis miedo y probadlo en cosas que ni pensabais de verdad, ahorrareis dinero en mas productos y de paso desarrollaréis la imaginación! 




#2 Ten tu caja de retales:

Toda buena nubecita sabe que todo y absolutamente todo se aprovecha. "¿qué voy a hacer con 10 cm de cinta?" Guárdala! "De este bote de pintura no se aprovecha más" Córtalo, en las esquinas siempre se esconde cantidad para unas pinceladas mas. ¿Sabéis que he hecho proyectos enteros solo con retales? Y muchas veces chulísimos. No subestimeis ese trocito de papel de scrap o de cordón y tened vuestra caja de retales como yo. En serio, ahorrareis un montón. 



#3 Reciclaje, reciclaje, reciclaje:

Reciclaje no es solo separar el plástico en el contenedor amarillo y el papel en el azul. Reciclaje es dar un nuevo uso a objetos que ya han cumplido su uso. Esto también depende un poco de lo que decía en la clave #1, la habilidad innata de cada uno para ser capaz de ver un precioso florero en una botella de vino o esas etiquetas de ropa que podemos aprovechar para el scrap. Estad despiert@s! Una vez le hice a mi novio un marco de fotos con un mosaico, ¿sabeis que use para el mosaico? Latas. Latas de refresco y cerveza. Una bonita hucha para los ahorrillos. Hecha con un bote de aceitunas. ¿Un trozo de tela que le sobró a mi madre de unas cortinas? Para el cartonaje de un álbum de scrap. Lo que podrían haber sido piezas de cerámica de mosaico, una hucha de barro o un trozo de tela de una mercería (¿unos 10€?) no me han costado nada... Y de paso he ayudado al planeta! 



#4 Calidad vs cantidad:

Igual lo que os digo ahora os parece un poco incoherente: más vale calidad que cantidad. Sé que cuando empezamos en este mundo solemos pillar lo que vemos más baratito y puede quedar resultón (yo misma lo he hecho). Y, de hecho, no está mal si lo que quieres es hacer un detalle para tu familia o un amigo. Pero si lo que quieres es desarrollar tu hobby y perfeccionarlo te recomiendo que compres con cabeza. 

Las tiendas de manualidades son increíblemente maravillosas pero auténtica "tortura" para l@s que no tenemos muchos recursos: todo es tan bonito y atrayente que nos llevaríamos hasta a la dependienta! Pero cuando manda el bolsillo... 

Pero aquí estoy yo, para quitaros sufrimiento! Si has de comprar, repito: mejor calidad que cantidad. He invertido dinero en materiales más "baratos" que he tenido que terminar tirando porque eran inútiles para mis proyectos. Resultado: he perdido tiempo y dinero. El pegamento del que os hablé en el punto #1 me pareció caro en su momento (total si es para pegar), pues os aseguro que ya no compraré otro que no sea ése. Es tan bueno que con que use un poco ya me cunde! (Lo compré el año pasado para que os hagáis la idea). He ahorrado tiempo y dinero (porque seguramente por la cantidad que he usado de este tendría que haber comprado dos tarros de otro y sin el mismo acabado). Así que vuelvo a repetir, aunque ahora no lo veas: Mejor calidad que cantidad.

NOTA: En este caso también os digo que os ayudará mucho una buena chica (chico) de confianza que trabaje en una tienda de manualidades y que conozca bien los productos.



#5 Organización:

Este punto no es puramente económico pero influye en la economía:El tiempo. 

Al no ganar suficiente tenemos que trabajar más (y peor) para tener un sueldo medio digno. Ganamos menos y trabajamos más. ¡Cómo si no fuera poco con no tener dinero para las tres tonterías que nos gustan, encima no tenemos ni tiempo para disfrutar de ellas! Créeme lo sé. Ésta es mi historia y la de muchas de vosotras nubecitas.

Frente a esto tenemos dos cosas: maldecir en todos los idiomas a las mentes privilegiadas que nos han llevado a este situación y a nuestra propia suerte (ineficiente, aunque te vas a quedar a gusto un par de minutos jeje) y organización. 

Este post lo he escrito en mis viajes en autobús de casa al trabajo y del trabajo a casa. Es un tiempo "perdido" que no puedo evitar, pero si puedo convertirlo en un tiempo aprovechable. ¿Cómo? Pues escribo posts, planifico proyectos para crear, busco inspiración en pinterest para futuros proyectos, etc. Es un tiempo que no puedo invertir creando directamente, pero si planificando dicho momento creativo. Así cuando llego a casa me pongo directamente a crear porque ya sé cómo y qué quiero hacer. 

Os decía al principio de este truco que influye en la economía porque (aparte de saber que "el tiempo" es oro) si queremos vender nuestras artesanías, preparar un encargo o un taller, escribir un post en nuestro blog o comprar material, es un tiempo que va a ser fructífero y que nos va a permitir ganar más o menos dinero con el resultado. 

Como consejo yo me he descargado una app de una agenda en mi móvil (hay cientos) para notificarme todas las ideas que tengo pendientes por hacer o las ideas que se me ocurren entre paciente y paciente (ya sabéis, siempre en las nubes!). Es muy útil y os ayudará a gestionaros mejor.


#6 El poder del Ahora:

Mi última clave es, más que un consejo un mensaje. 

No os aburriré con mi vida personal, pero os diré que soy una de las millones de personas que, trabajando, no llega al salario mínimo. Soy esa generación altamente cualificada y enormemente ignorada, seguramente como tú nubecita. Sé la impotencia que se siente cuando las ojeras salen, la espalda duele y el dinero va del trabajo al banco. No quiero parecer mártir, pero quiero "desmitificar" el mundo de las manualidades. Somos personas, el 99% compaginamos ésta, nuestra gran pasión, con otros trabajos más o menos desagradecidos. Y si hoy puedo daros estos consejos es porque los he vivido (y los sigo viviendo).

Muchas veces me he sentido triste y desmotivada por mi presente, y alguien me recomendó que leyera "El poder del ahora". "Libros de autoayuda no, por favor" pensé yo, pero decidí darle una oportunidad. Y no sabéis cómo me alegré. Me enseñó algo que sabía pero de lo que no era consciente: sólo existe el momento presente. Todas nuestras preocupaciones, ansiedades y frustraciones habitan en el pasado y el futuro, pero nunca en el presente. Es la sensación de Manos en las Nubes, la sensación de aquí y ahora.

Nubecita, si alguna vez sientes que tu situación te oprime, que quieres crear y no sabes cómo, no dejes que tu bolsillo hable por ti. Somos más que el dinero que nos limita. Éste es tu presente. No renuncies a lo que te hace feliz, como te decía al principio. 



Espero haberte podido ayudar con algunos de mis consejos y no haberme puesto demasiado filosófica :P pero creo que nunca se le da suficiente importancia a nuestros pequeños sueños del día a día, ¿y qué es la vida sino la consecución de nuestro día a día?

Un besote nubecita! No dejes de crear! 

Estoy enlazando este consejo a la fiesta de enlaces del blog Personalización de Blogs)

4 comentarios:

  1. Me gusta tu reflexión final... hay que hacerlo con cabeza, porque también hay que comer hoy y mañana y pasado... pero hay que dejarse llevar a veces, y pensar menos para vivir más y disfrutar de la vida.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracas Ali! Me alegro de que te guste. Es exactamente lo que quería transmitir; si solo comemos, dormimos, trabajamos...nos olvidamos de la parte más importante y la que da sentido a la palabra "vivir". Muchas gracias por tu comentario! Un besote!

      Eliminar
  2. Hola mirando por la red te he encontrado me gusta lo que leo y veo por eso me quedo.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pumuki!!! Muchísimas gracias y bienvenida!

      Eliminar